¿Cómo abordaban sus dificultades San José y la Virgen María?

El Evangelio de Mateo nos cuenta lo que podríamos llamar una “crisis” en la relación de pareja de José y María, que ya estaban desposados cuando sucedió el milagro de la Encarnación. Del comportamiento de José tomamos cinco sugerencias útiles para las parejas de hoy:

1. En tiempos difíciles, evita la tentación de concentrarte sólo en los defectos de la otra persona: sé justo porque también hay en él o en ella cualidades que siempre han estado.

2. Ajusta tu vida al plan de Dios; acostumbra tu mente a acoger planes que superan tu inteligencia y que parecen imposibles a tu voluntad.

3. Toma la resolución de evitar el dañar, herir o destruir bajo capa de desquite y en el fondo, de tomar justicia por tu mano.

4. No estés contando los defectos de tu la otra persona a todo el mundo: crearías una trampa de indisposición hacia él o hacia ella, que luego te hará recibir los peores consejos.

5. Ora sin cesar; mantén tu corazón abierto a los medios que Dios quiera utilizar para hablarte.

Play

La búsqueda en el cerebro de la dotación ética innata y universal

Un fragmento del archivo PDF vinculado: “Es clásico el dilema del tren: un tren avanza a gran velocidad hacia un lugar donde están cinco personas trabajando en la vía. El voluntario debe decidir si debe permitir que el tren arrolle a los cinco, o arrojar a las vías a una persona para frenar el tren e impedir que embista a los cinco: una vida frente a cinco vidas. La mayoría de los voluntarios deciden, y de forma rápida, no empujar a la persona que tiene a su lado. Joshua Green ha mostrado que el contexto personal de causar un daño directo a una persona, activa de forma intensa las áreas implicadas en el procesamiento de las emociones – la amígdala cerebral, A – mostrando que la toma de decisiones morales entraña una componente emocional, que contribuye a las respuestas emocionales rápidas y automáticas, independientes de cualquier contexto. Pero no sólo, sino que se activan la corteza orbitofrontal, OFC, que evalúa conscientemente la respuesta, la corteza pre-frontal ventromedial, PFVMC, que se activa cuando aparecen los sentimientos de compasión y otras emociones sociales; y también se activan los sistema de recompensa. Tal sistema cognitivo-emocional desencadena una respuesta rápida y proporciona un atajo hacia lo correcto en situaciones que exijan una actuación inmediata…”

Haz clic aquí!