LA GRACIA 2021/09/15 La Virgen María mártir en el espíritu

MEMORIA DE NUESTRA SEÑORA DE LOS DOLORES

Los católicos no celebramos el dolor por el dolor, lo que nos atrae y celebramos es el amor que se manifiesta en la capacidad de sufrir.

[REPRODUCCIÓN PERMITIDA en redes sociales, blogs, emisoras de radio, y otros medios. Tu donación hace fuerte la evangelización católica. ¡Dona ahora!]

Amor y oración: la receta de este matrimonio

“Deseaban ser padres, pero Dios tenía otros planes. Cuando Jamie y Pete todavía eran novios pasaban horas hablando sobre su deseo de ser padres. Como ella misma contó a Catholic Digest, Pete siempre se imaginó siendo un padre dispuesto a cuidar y educar a sus futuros hijos, pero diez años después de casarse, aceptaron que la realidad sería muy distinta…”

Haz clic aquí!

¿Sufre Dios Padre?

Hola Fray Nelson, soy de Costa Rica. Muchas gracias x estas formaciones. Tengo una duda, en un video hablo de que Dios Padre no sufre como si lo hace Jesús. Habló de una blasfemia [Nota: es el Patripasianismo]. Entonces, ¿cómo es que el Padre nos ama con amor de Padre y diseña el Plan de redención, si no sufre? — F.S.M.

* * *

Dios Padre nos ama desde la eternidad en que vive pues la única Persona Divina que se encarnó fue el Hijo.

Esto significa que el amor del Padre es amor en plenitud que contiene todas las dimensiones del amor verdadero, las cuales dimensiones nosotros conocemos sólo parcial y procesualmente: nosotros sabemos lo que es alegrarse por amor, sufrir por amor, esperar con amor, ofrecerse por amor… pero todo esto lo vamos viviendo poco a poco, como en sucesión y sólo de modo parcial. Dios Padre, en cambio, vive todo lo que es el amor de una vez, en perfección y plenitud, y por ello lo que nosotros descubrimos en un momento dado, por ejemplo, el dolor por el pecado, Dios Padre no lo conoce ni lo vive del mismo modo nuestro sino que desde la eternidad lo vive todo en toda perfección.

Es incorrecto entonces imaginar al Padre sometido a la condición temporal, como si fuera otra Persona Divina Encarnada. Sólo podemos decir que Él ama, que en Él están todas las dimensiones del amor a la vez y en su perfección más alta.

Y por supuesto, es en razón de ese amor soberano, estable, imperturbable, omnipotente y sapientísimo, que Él ha dispuesto nuestra salvación a través del camino de la Cruz que realizó su único y Amadísimo Hijo, Nuestro Señor Jesucristo.

Dos frases valientes para tiempos duros

Dame, Jesús, Cruz sin cirineos. Digo mal: tu gracia, tu ayuda me hará falta, como para todo; sé Tú mi Cirineo. Contigo, mi Dios, no hay prueba que me espante… -Pero, ¿y si la Cruz fuera el tedio, la tristeza? -Yo te digo, Señor, que, Contigo, estaría alegremente triste.

No perdiéndote a Ti, para mí no habrá pena que sea pena.

Más pensamientos de San Josemaría.

El espíritu y la carne

“No somos el cuerpo que sufre solamente. No somos el organismo puramente material que es golpeado por la frialdad de unas reacciones bioquímicas. No somos un animal desconcertado que es idéntico a su dolor. Somos esa voluntad humana libre y ávida de eternidad que contempla su deterioro, analiza su dolor, teme la destrucción del cuerpo donde habita. Y somos, como bien señalaba Zweig, quienes convertimos ese trance en una experiencia religiosa, que nos vincula de un modo especial al sentido que nuestra fe proporciona al universo…”

Haz clic aquí!

LA GRACIA del Lunes 24 de Diciembre de 2018

Al contemplar a Jesucristo en el pesebre recordemos que Él es la visita, la redención, la salvación de Dios y que solamente en Él encontramos nuestra plenitud y santificación.

[REPRODUCCIÓN PERMITIDA en redes sociales, blogs, emisoras de radio, y otros medios. Tu donación hace fuerte la evangelización católica. ¡Dona ahora!]

LA GRACIA del Domingo 16 de Septiembre de 2018

DOMINGO XXIV DEL TIEMPO ORDINARIO, CICLO B

Los cristianos que hoy necesita el mundo son los que dan la vida por amor como lo hizo en la cruz nuestro Señor Jesucristo.

[REPRODUCCIÓN PERMITIDA en redes sociales, blogs, emisoras de radio, y otros medios. Tu donación hace fuerte la evangelización católica. ¡Dona ahora!]