Loading

MENU
PARA HOY:

Inicio
Conoce mi convento de Santo Domingo, y sus servicios de iglesia, hospedería, auditorio, biblioteca...
EVANGELIZACION BASICA - El ABC de tu Fe Cristiana
¡Conoce AMIGOS EN LA FE!
Hacer una donación
Laudes - Oración de la mañana
Vísperas - Oración de la tarde
Rosario de las Semanas
Coronilla de la Divina Misericordia
Homilía de hoy
Calendario
Diario
Estamos en Facebook!
Estamos en Twitter!
ESCUCHAR:

Homilía de hoy
Ultimas 15 Homilías
Conferencias
Orar con el Corazón
Rosario de las Semanas
Cantos
LEER:

Lecturas de la Misa de Hoy
La homilía de Hoy
Otras homilías
Boletines Anteriores
Alimento del Alma
Rosario de las Semanas
Imprenta (PDF)
Preguntas y Respuestas
Chiste de Hoy
Qué dicen de nosotros
VER:

Foto del Dia
Video del Dia
Videos
Canal en Youtube
CONOCER:

Padres Dominicos
Santuario Mariano Nacional
Quién es Fray Nelson Medina
Teología para todos
PARTICIPAR:

¡Encuentra AMIGOS EN LA FE!
Boletín Diario
¡Apoyar esta obra!
Oración Compartida
Wiki -
Transcripciones
Dar un testimonio
Esta es tu casa!

Homilías de Fr. Nelson Medina, O.P.

Derechos Reservados © 1997-2016

La reproduccion de estos textos y archivos de audio, para uso privado o publico,
esta permitida, aunque solamente sin fines de lucro y citando la fuente:
http://fraynelson.com/homilias.html.

< Febrero 2016 >
 Dom  Lun  Mar  Mié  Jue  Vie  Sáb 
 
1
2
3
4
5
6
Fecha actual
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
20
21
22
23
24
25
26
27
28
29
* El tiempo es de Dios *
[Volver al mes actual]

Viernes, Febrero 5 de 2016

[Laudes] [Rosario de las Semanas] [Coronilla de la D. Misericordia] [Vísperas]

Para tu oración en este día:

Haz click en los nombres para ver más información:

Santa Águeda, Virgen y Mártir (santo)

Mauricio Torres (cumple)

Ma. de Jesús Díaz B. (cumple)

Nelson Medina Medina. (cumple)

Claudia Patricia Reyes (cumple)

Yolanda M. Bustamante M. (cumple)

Vanessa Carreon Castillo (cumple)

Pastor Barragán (difuntos)

Guido Perfecto Avila Chilavert (difuntos)


Para esta fecha hay 2 posibles celebraciones litúrgicas.
Haz click en el número para ir al esquema correspondiente:

Esquema: 1 2


Esquema No. 1

Tiempo Ordinario, Año Par,
Semana No. 4, Viernes


Lecturas del Día

Lectura:

Haz click en la referencia bíblica:

1a.

De todo corazón amó David a su Creador, entonando salmos cada día (Eclesiástico 47,2-13)

Salmo

Bendito sea mi Dios y Salvador (Salmo 17)

Evangelio

Es Juan, a quien yo decapité, que ha resucitado (Marcos 6,14-29)


Homilías de viva voz

Núm.

Datos

Escuchar

Más...

1

1998/02/06


El cortejo triunfal de Nuestro Señor Jesucristo son nuestros pecados vencidos por su misericordia.
00:10:26

Link permanente a esta homilía Click derecho para grabar en versión MP3 Click normal para ir a la transcripción Publícalo en Facebook! Cuéntalo en Twitter!

2

1998/02/06


No debemos desperdiciar los momentos de gracia que nos regala el Señor cuando hay sufrimiento en nuestra vida.
00:18:38

Link permanente a esta homilía Click derecho para grabar en versión MP3 Click normal para ir a la transcripción Publícalo en Facebook! Cuéntalo en Twitter!

3

2010/02/05



00:08:18

Link permanente a esta homilía Click derecho para grabar en versión MP3 Click normal para ir a la transcripción Publícalo en Facebook! Cuéntalo en Twitter!

4

2010/02/05



00:28:51

Link permanente a esta homilía Click derecho para grabar en versión MP3 Click normal para ir a la transcripción Publícalo en Facebook! Cuéntalo en Twitter!

5

2012/02/03


El libro Eclesiástico nos ayuda a descubrir las riquezas espirituales del pueblo de Dios, verdadera familia de creyentes.
00:04:36

Link permanente a esta homilía Click derecho para grabar en versión MP3 Click normal para ir a la transcripción Publícalo en Facebook! Cuéntalo en Twitter!

6

2014/02/07


¿Por qué Juan Bautista osa meterse en la vida privada de dos adultos que libremente escogen vivir su amor?
00:05:32

Link permanente a esta homilía Click derecho para grabar en versión MP3 Click normal para ir a la transcripción Publícalo en Facebook! Cuéntalo en Twitter!

7

2014/02/07


El único pecado que conserva su poder y lo acrecienta es que no se reconoce y confiesa, o del que uno no se arrepiente.
00:23:17

Link permanente a esta homilía Click derecho para grabar en versión MP3 Click normal para ir a la transcripción Publícalo en Facebook! Cuéntalo en Twitter!

8

2016/02/05


Quien ama verdaderamente a Dios comienza un proceso de conversión serio y empieza a trabajar decididamente por su causa.
00:06:15

Link permanente a esta homilía Click derecho para grabar en versión MP3 Click normal para ir a la transcripción Publícalo en Facebook! Cuéntalo en Twitter!

9

2016/02/05


Sacerdotes, catequistas, misioneros, predicadores: necesitamos la fuerza del guerrero y la experiencia de amor del poeta y del místico.
00:11:47

Link permanente a esta homilía Click derecho para grabar en versión MP3 Click normal para ir a la transcripción Publícalo en Facebook! Cuéntalo en Twitter!

Haz una donación
para que esta obra continúe, y llegue a más personas!
O lee algunos testimonios
de lo que mi Dios está haciendo a través de nuestra página. ¡Gloria a su Nombre!


Homilías escritas

Versión

Homilía para leer:

1

1. Sobre la oración de alabanza

1.1 Es bien interesante reconocer que David es recordado en la Biblia por la calidad y alegría de su oración. Mientras que otros hombres grandes son recordados por lo que hicieron para su propia gloria, para acrecentar sus riquezas, fama o territorios, la Biblia alaba a David fundamentalmente porque David supo alabar a Dios. Más que ante un rey, un filósofo, un artista o un pensador, estamos frente a un hombre que quiso amar y que de algún modo supo amar a Dios. Es la primacía de este amor lo que realmente importa aquí, y su expresión propia es la oración de alabanza.

1.2 De esta oración escribe así el Diácono : el Antiguo Testamento nos refleja en múltiples ocasiones cómo desde antiguo el pueblo de Israel alababa a Dios. María cuando se encontró con su prima Isabel elevó una oración de alabanza a Dios: "Mi alma alaba la grandeza del Señor..." (Lc, 1,46); igualmente Zacarías: "Bendito sea el Señor, Dios de Israel" (Lc. 1,68).Jesús mismo practicó la alabanza: "Padre, santificado sea tu nombre" (Lc. 11,2); "Te alabo, Padre Señor del cielo y de la tierra, porque has mostrado a los sencillos las cosas que escondiste a los sabios y entendidos" (Mt. 11,25). También los primeros cristianos en sus reuniones "con perseverancia escuchaban la enseñanza de los apóstoles, se reunían en la fracción del pan y en la oración..., alababan a Dios gozando de la estima general del pueblo" (Hch. 2, 41-47). San Pablo termina su carta a los Romanos con estas palabras: "A Dios, el único sabio, sea la gloria para siempre por medio de Jesucristo! (Rom. 16,27) y aconsejaba: "Alabemos al Dios y Padre de nuestro Señor Jesucristo..." (Ef. 1,3).

1.3 Y continúa enseñándonos este predicador: La Eucaristía, centro de la vida del cristiano la denominamos "sacrificio de alabanza" y en ella continuamente alabamos a Dios; recordemos el Gloria y la respuesta de los fieles después de cada lectura bíblica. Lo que pasa es que muchas veces decimos cosas aprendidas de memoria, pero no recapacitamos en su significado. Ojalá que nunca nos tengan que aplicar las palabras que Cristo dijo: "Este pueblo me honra con los labios, pero su corazón está lejos de Mí" (Mc.7,6).

2. La muerte de un gran hombre

2.1 Hoy el evangelio nos presenta el martirio de Juan Bautista. Un hombre notable. No lo digo yo, lo dice Jesucristo: " En verdad os digo que entre los nacidos de mujer no se ha levantado nadie mayor que Juan el Bautista" (Mt 11,11). Una vida grande y memorable, tronchada en circunstancias estúpidas y rodeado de gente indigna y cruel. Aprendamos de aquí que la muerte es grande por lo que en ella se entrega no por lo que en su furor nos arrebata.

2.2 Como hay una memoria litúrgica de la muerte del Bautista meditemos en esta ocasión sólo un punto: Herodes apreciaba a Juan, pero lo mandó decapitar, por guardar un juramento inicuo y quedar bien frente a unos invitados innobles. Hasta dónde puede llegar un hombre por tratar de complacer a otros y de cuidar su imagen.

2.3 Toda espiritualidad cristiana necesita un punto de partida sólido, y ese punto sólo lo encontramos en el querer de Dios. Las opiniones humanas son, como decía Fray Luis de Granada, un monstruo de mil cabezas, y quien pretende orientarse por ese monstruo pronto traicionará sus más íntimas convicciones y hará decapitar sus mejores esperanzas.


[volver arriba]


Esquema No. 2

Febrero 5
Memoria de Santa Águeda


Lecturas del Día

Lectura:

Haz click en la referencia bíblica:

1a.

Dios ha elegido a los débiles del mundo (1 Corintios 1, 26-31)

Salmo

A tí, Señor, levanto mi alma. (Salmo 24)

Evangelio

El que pierda su vida por mi causa, ése la encontrará (Lucas 9, 23-26)


Homilías de viva voz

Núm.

Datos

Escuchar

Más...

1

1996/02/05


Ser virgen y ser mártir
00:16:32

Link permanente a esta homilía Click derecho para grabar en versión MP3 Click normal para ir a la transcripción Publícalo en Facebook! Cuéntalo en Twitter!

2

1999/02/05


Los mártires son testimonio de lo que significa amar a Dios y morir por Dios
00:25:05

Link permanente a esta homilía Click derecho para grabar en versión MP3 Click normal para ir a la transcripción Publícalo en Facebook! Cuéntalo en Twitter!

Haz una donación
para que esta obra continúe, y llegue a más personas!
O lee algunos testimonios
de lo que mi Dios está haciendo a través de nuestra página. ¡Gloria a su Nombre!


Homilías escritas

Versión

Homilía para leer:

1

1. Reseña biográfica

1.1 Según antiguas tradiciones, Santa Águeda poseía todo lo que una joven suele desear: Una familia distinguida y belleza extraordinaria. Pero atesoraba mucho mas que todo su fe en Jesucristo. Así lo demostró cuando el Senador Quintianus se aprovechó de la persecución del emperador Decio (250-253) contra los cristianos para intentar poseerla. Las propuestas del senador fueron resueltamente rechazadas por la joven virgen, que ya se había comprometido con otro esposo: Jesucristo.

1.2 Quintianus no se dio por vencido y la entregó en manos de Afrodisia, una mujer malvada, con la idea de que esta la sedujera con las tentaciones del mundo. Pero sus malas artes se vieron fustigadas por la virtud y la fidelidad a Cristo que demostró Santa Águeda.

1.3 Quintianus entonces, poseído por la ira, torturó a la joven virgen cruelmente, hasta llegar a ordenar que se le corten los senos. Es famosa la respuesta de Santa Águeda: "Cruel tirano, ¿no te da vergüenza torturar en una mujer el mismo seno con el que de niño te alimentaste?". La santa fue consolada con una visión de San Pedro quién, milagrosamente, la sanó. Pero las torturas continuaron y al fin fue meritoria de la palma del martirio, siendo echada sobre carbones encendidos en Catania, Sicilia (Italia).

2. Martirio y Virginidad

2.1 Mucha gente tiene la idea de que los milagros fueron un gran atractivo en la difusión del Evangelio, en los primeros tiempos. Esto no es cierto, hablando con propiedad. No porque los prodigios y milagros carecieran de atractivo en aquella época. De hecho, siempre es interesante ver cosas raras. Mas en aquellos tiempos lo "raro" era casi "frecuente" porque no faltaban, como tampoco faltan ahora, legiones de curanderos, brujos, invocadores de espíritus, predicadores de cultos extraños, vendedores de sueños, o... simples embaucadores.

2.2 En una época en que la ciencia, como la conocemos, no existía, todo se consideraba mediado por fuerzas extrañas o espíritus misteriosos, y es evidente que un ambiente así hace crédula a la gente, en un sentido, pero, en otro sentido, la hace menos propensa a sobrevalorar que alguien haga cosas "raras".

2.3 Es por eso notable que en los breves datos que tenemos de la vida y martirio de Águeda no aparece un solo milagro de ella. Su milagro fue su fortaleza; su milagro fue su pureza. Ser fuerte en un ideal hasta entregar la vida por él; ser puro en medio de una sociedad que considera normal y obligado un comportamiento sexual desmesurado: ¡eso sí que habla de un Espíritu con E mayúscula! ¡Eso sí que canta la gracia del Cielo! Y eso es lo que vemos hoy en Águeda, virgen y mártir.


[volver arriba]


* Si quieres acceder a los archivos de Real Audio
que estén disponibles, haz click aquí. *

[Volver a la versión anterior] [Buscar otra Homilía]

-Fr. Nelson Medina, OP

Google Groups
Suscríbete gratis a mi Boletín de Evangelización Católica
Email:


LO ULTIMO: