Agradecidos con Dios. Siempre.

Es muy grato a Dios el reconocimiento a su bondad siempre que acontece un suceso algo extraordinario, sin dar peso a que sea -como lo llama el mundo- favorable o adverso: porque viniendo de sus manos de Padre, aunque el golpe del cincel hiera la carne, es también una prueba de Amor, que quita nuestras aristas para acercarnos a la perfección.

Más pensamientos de San Josemaría.

Agradecer y avanzar

¡Oh, Jesús! Si, siendo ¡como he sido! -pobre de mí-, has hecho lo que has hecho…; si yo correspondiera, ¿qué harías? Esta verdad te ha de llevar a una generosidad sin tregua. Llora, y duélete con pena y con amor, porque el Señor y su Madre bendita merecen otro comportamiento de tu parte.

Aunque a veces se meta en tu alma la desgana, y te parezca que lo dices sólo con la boca, renueva tus actos de fe, de esperanza, de amor. ¡No te duermas!, porque, si no, en medio de lo bueno, vendrá lo malo y te arrastrará.

Más pensamientos de San Josemaría.

Ser agradecido es un rasgo cristiano

“En un mensaje publicado en su perfil oficial en lengua española de la red social Twitter, el lunes 27 de julio, el Pontífice señaló que “cuando alguien nos ofrece un servicio, no debemos pensar que todo nos es debido. La gratitud, el reconocimiento, es ante todo una señal de buena educación, pero también es una característica distintiva del cristiano. Es un signo simple pero genuino del reino de Dios”…”

Haz clic aquí!

Gracias por el don de la vida

Señor, mi corazón se levanta agradecido y con gozo humilde quiere bendecirte. Es el hermoso don que me has dado: conocerte, saber de ti, tenerte en mi amor y pensamiento para saber a Quién debo tanto, que en realidad es todo.

Pero darte gracias también es mi deber. Toda la naturaleza espera a la voz del hombre para ir más allá de sí misma. Ni el mineral ni el microbio, ni el animal ni la planta tienen cómo conocerte y por eso tampoco tienen otra voz que no sea la de mi garganta, ni otro canto si no es el que brota de mi boca.

Y mi gratitud es triple como es triple tu misterio Trinitario.

Gracias por haberme creado; por haberme arrancado de la nada: es lo que se celebra en el cumpleaños.

Gracias por haberme redimido; por haberme arrancado del dominio del pecado: es lo que se celebra en el aniversario del bautismo.

Gracias por haberme llamado a la plenitud de santidad y comunión contigo por encima de la fuerza de la muerte: es lo que se celebra en el aniversario de la partida de este mundo.

¡Gracias, gracias, gracias, Señor!

Cultivar la gratitud – sobre todo en la pareja y la familia

El que da, no debe volver a acordarse; pero el que recibe nunca debe olvidar.

La gratitud es la memoria del corazón.

Agradece a la llama su luz, pero no olvides el pie del candil que paciente la sostiene.

A veces en la vida encuentras a alguien que cambia tu vida simplemente siendo parte de ti.

Aprendo cada día que estar contigo es la fortaleza de mi vida, por todo lo que me das, por todo lo que me otorgas, por tu amor incondicional, muchas pero muchas gracias.

Cercanas maravillas

Un campesino cansado de la rutina del campo y de tanto trabajo duro, decidió vender su finca. Como sabía que su vecino era un destacado poeta, le pidió el favor que le hiciera el aviso de venta. El poeta accedió gustosamente.

El aviso decía: “Vendo un pedacito de cielo, adornado con bellas flores y verdes árboles, hermosos prados y un cristalino río, con el agua más pura que jamás hayan visto.”

El poeta tuvo que marcharse por un tiempo, pero a su regreso decidió visitar a sus nuevos vecinos, pensando que aquél hombre del aviso se había mudado.

Su sorpresa fue mayor al ver al campesino trabajando en sus faenas.
El poeta pregunto: ¡Amigo! ¿No se iba de la finca?

El campesino con una sonrisa le respondió:

-No mi querido vecino, después de leer el aviso que usted me hizo, comprendí que tenía el lugar más maravilloso de la tierra y que no existe otro mejor.

Enseñanza:

No esperes a que venga un poeta para hacerte un aviso que diga lo maravillosa que es tu vida, tu hogar, tu familia y lo que posees. Dale gracias a Dios porque tienes vida, salud y esperanza.

LA GRACIA del Martes 14 de Noviembre de 2017

No debes pedirle a Dios que te agradezca por ser bueno; ser bueno es un regalo más, es un regalo inmenso que Él te ha dado y del que tú mismo debes agradecer.

[REPRODUCCIÓN PERMITIDA – Ayúdanos a divulgar este archivo de audio en las redes sociales, blogs, emisoras de radio, y otros medios.]

LA GRACIA del Lunes 16 de Octubre de 2017

Pidamos a Dios ser agradecidos por sus inmensos bienes, vivir el Padrenuestro al pedir su voluntad y ser dóciles a su amor para que pueda obrar en nosotros.

[REPRODUCCIÓN PERMITIDA – Ayúdanos a divulgar este archivo de audio en las redes sociales, blogs, emisoras de radio, y otros medios.]

LA GRACIA del Domingo 18 de Diciembre de 2016

CUARTO DOMINGO DE ADVIENTO, CICLO A

Al terminar el Adviento, preparados para recibir al Mesías demos gracias a Dios y digámosle: “Tú eres fiel, sólo Tú bastas, eres poderoso y no nos abandonas”.

https://youtu.be/widBnCdAN-M

[REPRODUCCIÓN PERMITIDA – Ayúdanos a divulgar este archivo de audio en las redes sociales, blogs, emisoras de radio, y otros medios.]

LA GRACIA del Viernes 2 de Septiembre de 2016

Lo primero en la vida cristiana es agradecer por todo lo que hemos recibido y por todas las presencias del amor de Dios cercanas a nosotros, lo demás ya vendrá.

[REPRODUCCIÓN PERMITIDA – Ayúdanos a divulgar este archivo de audio en las redes sociales, blogs, emisoras de radio, y otros medios.]

LA GRACIA del Martes 24 de Mayo de 2016

Agradezcamos a Dios por lo que hemos recibido de Él, por el camino que ha hecho a nuestro lado y bendigamos a los demás compartiendo este fruto del Evangelio.

[REPRODUCCIÓN PERMITIDA – Ayúdanos a divulgar este archivo de audio en las redes sociales, blogs, emisoras de radio, y otros medios.]

¡Tengo tantas deudas con tantos!

La bondad y agradecimiento de muchas personas hace que con alguna frecuencia uno escuche palabras de elogio y gratitud. Es bueno, de tiempo en tiempo, recordar cuánto le debo a tantos que de diversos modos…

  • Mi deuda con Dios, el Señor, es infinita: Él es Aquel que me ha creado, dado la vida, regalado la fe, concedido participación de su gracia y su Espíritu: es Fuente única y perfecta de todo bien.
  • Y después de Dios, uno y trino, la Santa Virgen María, inspiración, auxilio, maestra e intercesora de todo fiel cristiano. ¡Cuánto te debo María, especialmente en tu advocación de Chiquinquirá!
  • Gracias, Santo Domingo de Guzmán, por recibirme en tu familia espiritual, y por ser inspiración continua en cada área de mi vida!
  • Mi deuda con mis padres y mi familia toda es inmensa: por los testimonios recibidos; los consejos sabios; la paciencia al educarme y formarme; y sobre todo: por haber sido mis primeros evangelizadores.
  • Vivo agradecido con mi Colegio Santo Tomás de Aquino que en conjunto me dio herramientas para la vida y que fue el lugar donde preferencialmente creció la semilla de la fe a través de la preparación y celebración de los sacramentos de la eucaristía, la confesión y la confirmación. era yo estudiante de secundaria cuando Dios tocó mi alma llamándome al sacerdocio.
  • Doy gracias a tantos amigos y amigas en la universidad, el barrio, los grupos de oración. Mi fe ha conocido momentos duros pero no me he sentido solo como creyente. Nunca.
  • Doy gracias a mis formadores en la Orden Dominicana, y a tantos otros frailes que me han guiado, corregido y enseñado. Destaco a dos de mis maestros: Pastor Prada y Faustino Corchuelo; a dos que yo llamo promotores vocacionales: Ernesto Mora y Francisco Pardo; y a una larga lista de profesores entre los que destaco a Germán Correa
    y José de Jesús Sedano.
  • ¿Cómo no mencionar a los dos santos que, después de los hombres y mujeres de la Biblia, más me han inspirado y educado? Son ellos Santo Tomás de Aquino y santa Catalina de Siena.
  • Finalmente, en esta brevísima reseña de agradecimientos, publico un gigantesco GRACIAS a todos y cada uno de los que oran por mí, y por los demás sacerdotes. ¡Dios ha de saber cómo pagarles!