I316003a

De Wiki de FrayNelson
Saltar a: navegación, buscar

El texto de la primera lectura de hoy está tomado del capítulo final de la Carta a los Romanos es el capítulo 16, aparecen bastantes nombres extraños para nuestro oído en este pasaje de la Carta a los Romanos, a pesar de que Pablo no es el fundador de esa comunidad cristiana en Roma, se ve que conoce mucha gente, se ve que a varios les envía saludos. Este capítulo final de esta carta me hace recordar el capítulo primero del Evangelio según San Mateo, porque también en este capítulo, que es la genealogía de Nuestro Señor Jesucristo, aparece una lista de nombres, muchos de los cuales resulta también bastante extraños para nuestro oído.


Esas listas a algunos les puede parecer como inútiles, hoy no sabría para qué sirven las listas, después de años creo que algo he entendido para qué sirven. Son ante todo el recordatorio de que la Palabra de Dios no es una fábula intemporal y sin sitio ni raíz propia, Andrónico, Junio son seres reales que menciona el apóstol San Pablo, de carne y hueso. Podemos decir que todos estos nombres que desafía la creatividad lingüística y acústica de nuestras lenguas, en esa multiplicidad de nombres se nos está recordando que el Evangelio llegó a seres humanos concretos, así como el Evangelio de San Mateo, la genealogía de Cristo nos muestra que el Mesías viene de un pueblo, una raíz, unos seres humanos concretos, viene de ese pueblo y de esa realidad específica, tener en cuenta este hecho es vital para nosotros porque entre otras cosas en la gran diferencia entre el Evangelio y la gnosis, la gnosis dice ue la clave para una vida plena y feliz está en unas enseñanzas, en unas consignas, en unas leyes del universo y de la vida, para nosotros no, la clave está en otra palabra, “Testimonio”, y el testimonio de un Dios que salva lo hemos recibido de personas especificas, personas que tienen su historia, su domicilio, que han tenido sus dolencias, que han tenido sus desengaños, sus tentaciones pero que han encontrado plenitud, en el Dios que salva.


Bendita listas de nombres que nos recuerdan que el Evangelio, se ha hecho presente entre nosotros por la carne de Cristo y se sigue haciendo carne de nuestra historia a través de los testigos, hombres y mujeres que Dios ungiendo con su Espíritu ha enviado a nuestra existencia. Benditos ellos y benditos nosotros.