I011003a

De Wiki de FrayNelson
Saltar a: navegación, buscar

Fecha: 20110110

Título: En el tiempo "Ordinario" contemplamos la vida de Cristo como referencia para nuestra propia vida

Original en audio: [4 min. 22 seg.]


Hoy está comenzando lo que llamamos el tiempo "Ordinario", y creo que esta es una ocasión para que aprendamos o repasemos cómo funciona esto de los tiempos litúrgicos en nuestra Iglesia Católica.

Porque uno de los propósitos de estas breves reflexiones diarias, es que nosotros, en la liturgia y en la Biblia y en la espiritualidad nos sintamos como en casa, porque para eso vino Cristo a nuestra tierra; Él se hizo cercano y familiar nuestro, para que nosotros nos sintiéramos familiares y cercanos del Reino de los Cielos.

La vida celestial no es únicamente para los monjes; la vida espiritual no es únicamente para la gente que se retira a las montañas, a los monasterios, a los conventos; y la Biblia no es únicamente para el sacerdote que sin duda tendrá que estudiarla.

No, la Palabra de Dios es para santificar toda nuestra vida y para santificar toda la sociedad; y la liturgia es para dar culto y gratitud y alabanza a Dios.

¿Y quién se puede excluir de esto? También el científico, el artista, el literato, el abogado, el médico, también ellos tienen el bendito deber, el maravilloso derecho de alabar a Dios.

Pero bueno, vamos con los tiempos litúrgicos, esto funciona por parejas: Adviento va con Navidad, Cuaresma va con Pascua. El Adviento y la Navidad gravitan, giran entorno al misterio de la Encarnación, el comienzo de la vida de Cristo. Cuaresma y Pascua giran entorno a a la muerte y resurrección, es decir, el final de la vida de Cristo en esta tierra.

Esos son cuatro tiempos litúrgicos que van por parejas, y a esos tiempos los llamamos tiempos fuertes: Adviento con Navidad, Cuaresma con Pascua

Pero aparte de estos tiempos tan particulares, que se fijan en la entrada de Cristo y la salida de Cristo, las demás semanas del año, el resto del año, ¿qué? Ahí es donde entra lo que llamamos el tiempo "Ordinario", y es ordinario no porque sea de mala calidad o de pobre calidad, también es llamado el tiempo durante el año.

Tiempo "Ordinario" en realidad quiere decir, el tiempo que sigue un determinado orden, y el orden de este tiempo, ese tiempo litúrgico en el cual el sacerdote se viste comunmente de verde, el propósito de ese orden es contemplar el misterio de la vida de Cristo, contemplar la vida del Señor.

Podemos decir que en Adviento y Navidad no concentramos en el principio, en Cuaresma y Pascua nos concentramos en el final, Y en el tiempo Ordinario estamos como recorriedo toda la vida del Señor.

Por eso hoy, por ejemplo, empezamos con el evangelio según San Marcos, capítulo primero, y lo vamos a ir leyendo pasaje por pasaje, pedazo por pedazo, porque en cada uno de esos pedazos, en cada uno de esos trozos es como un banquete en el cual tú vas comiendo el trozo apropiado, la porción apropiada para alimentarte en este día.

Hoy también se empieza con la Carta a los Hebreos, que es una reflexión precisamente sobre el misterio de Cristo, ya tendremos ocasión de hablar de ella.

Pero por ahora que sepampos que la liturgia, la espiritualidad, la Biblia son para ti, porque todos lo necesitamos, porque no hay un cielo para unos y otro cielo para otros, porque todos estamos llamados a la comunión con Dios.

Que el Señor nos acompañe durante este año, y que especialmente en las semanas del tiempo Ordinario, reconozcamos la figura de Cristo y la tomemos como referencia en nuestra vida.