Como Francisco, como Jacinta

Hay quienes piensan que Francisco y Jacinta fueron beatificados porque se les apareció la Virgen. La realidad es más compleja, y más interesante también.

Cuando vemos a este niño que dice: “Ya no puedo agacharme para adorar pero por lo menos me pongo de rodillas y adoro como el ángel nos enseñó,” un niño que se está muriendo, entendemos que la presencia de la Virgen fue un comienzo, un apoyo, una fuerza extraordinaria, pero ellos, lo mismo que nosotros y que todos, tuvieron que recorrer el camino duro de las tentaciones, la incomprensión, la soledad, el dolor, la búsqueda de fuerzas en la única fuente que no engaña: la oración.

Continúa leyendo Como Francisco, como Jacinta

Feliz Día Papá!

Roberto Orozco dedica este mensaje a su propio padre

Mi padre es un hombre callado, mesurado, amable. Es un hombre bueno como el pan, como la lluvia, como el amanecer. Es un hombre fuerte como el trueno, como el diamante, como una montaña.

Mi padre ha sido ejemplo de bondad para su familia: cuando éramos pequeños nos llevaba a pasear, a comer, nos invitaba pastel o gelatina, nos cuidaba. Mamá, mis hermanos y yo fuimos objeto de su amor, de su generosidad y de su respeto.

Mi padre es un artista. De joven aprendió a darse y entregarse al servicio de los demás. De sus manos salían primorosas obras de arte que daba generosamente a todos los que con el convivían. De él aprendí a trabajar, bendición del cielo. Desde temprano se iba al hospital a entregarse a su comunidad y los cientos que necesitaban de él y regresaba tarde, cansado y siempre con una bolsita de papel con 3 paquetes de Meneitos.

A veces cuando en casa realizaba alguna labor, lo escuchaba y me parecía que rezaba. Y el espíritu de Dios habitaba en él: sus labios y sus manos hablaban de la bondad de su corazón.

Interrumpía su trabajo sólo cuando mamá lo llamaba a comer. Comía poco, con frugalidad y despacio muy despacio, según el para aprovechar el alimento; sin embargo siempre pensé que trataba de digerir otras cosas. Apenas terminaba, daba gracias. Se levantaba y regresaba a su labor.

Mi padre es un caballero: elegante en el vestir aunque no lleve traje; es un hombre sabio: dulce y prudente al hablar; siempre respetuoso, cortés y amoroso con mi madre.

Gracias a él, lo tengo todo: una familia, alimento, techo, cobijo, educación; me ha brindado su amor a manos llenas, con su respectiva dosis de paciencia, observaciones, jalones de orejas… Y me compartió su más preciado tesoro: el don de la vida.

Si no hubiese sido por él, no sería lo que soy. Como una pequeña muestra de agradecimiento, de amor y para honrar su nombre y su persona, escribo estas breves líneas.

Te mando un beso y un abrazo.

Gracias, papá. Dios te bendiga y que goces de tu premio eterno!!!

El Jesús de Teresa de Calcuta

Para mí, Jesús es El Verbo hecho carne.

El Pan de la vida.

La víctima sacrificada en la cruz por nuestros pecados.

El Sacrificio ofrecido en la Santa Misa por los pecados del mundo y por los míos propios.

La Palabra, para ser dicha.

La Verdad, para ser proclamada.

El Camino, para ser recorrido.

La Luz, para ser encendida.

La Vida, para ser vivida.

El Amor, para ser amado.

La Alegría, para ser compartida.

El Sacrificio, para ser dados a otros.

El Pan de Vida, para que sea mi sustento.

El Hambriento, para ser alimentado.

El Sediento, para ser saciado.

El Desnudo, para ser vestido.

El Desamparado, para ser recogido.

El Enfermo, para ser curado.

El Solitario, para ser amado.

El Indeseado, para ser querido.

El Leproso, para lavar sus heridas.

El Mendigo, para darle una sonrisa.

El Alcoholizado, para escucharlo.

El Deficiente Mental, para protegerlo.

El Pequeñín, para abrazarlo.

El Ciego, para guiarlo.

El Mudo, para hablar por él.

El Tullido, para caminar con él.

El Drogadicto, para ser comprendido en amistad.

La Prostituta, para alejarla del peligro y ser su amiga.

El Preso, para ser visitado.

El Anciano, para ser atendido.

Para mí, Jesús es mi Dios.

Jesús es mi Esposo.

Jesús es mi Vida.

Jesús es mi único amor.

Jesús es mi Todo.