octubre 3, 2019

LA GRACIA del Sábado 5 de Octubre de 2019

No hay predestinación para la condenación, enseña la Iglesia, en contra de lo que decía Calvino. Y se equivoca Calvino también al decir que la salvación, una vez, adquirida, ya no se puede perder. El Evangelio de hoy sugiere precisamente que el Cielo al que estamos llamados y que de algún modo tiene anticipo en esta tierra, se puede perder.