¡Feliz y Santa Pascua!

El verbo griego “dei,” que denota lo que “tenía” que suceder nos invita a reflexionar sobre el por qué de la pasión y el por qué de la gloriosa resurrección de Cristo.