octubre 29, 2017

Consejos inesperados de un sacerdote de carácter recio

Has de conducirte cada día, al tratar a quienes te rodean, con mucha comprensión, con mucho cariño, junto -claro está- con toda la energía necesaria: si no, la comprensión y el cariño se convierten en complicidad y en egoísmo. Evita con delicadeza todo lo que pueda herir el corazón de los demás. ¿Por qué, entre diez maneras de decir que “no”, has de escoger siempre la más antipática? -La virtud… Leer más »Consejos inesperados de un sacerdote de carácter recio