El trabajo es no perder los regalos

San Pablo, en Primera Corintios, habla de un modo extraño de paga que recibe por sus esfuerzos: la paga es poder regalar. Detrás de este lenguaje paradójico está la grandeza del don de la fe, camino del creyente.