marzo 2010

Una inmensa mentira llamada liberacion femenina

“La mujer ha conquistado el derecho al profesionalismo y a desempeñar puestos públicos, incluyendo el de primer ministro, pero también el “derecho” al divorcio, a la píldora anticonceptiva y al aborto; el derecho de ir de pie en los autobuses, a que la empujen los varones sin pedir disculpas, a que le griten majaderías cuando conduce un automóvil, el “derecho” a que los hombres le hagan malas proposiciones y sobre… Leer más »Una inmensa mentira llamada liberacion femenina

Marzo 24: Dios cambia nuestros planes

Homilia para el miércoles de la quinta semana de cuaresma, con una invitacion a ser dociles a los planes que Dios tiene para nuestra vida  [Si estás leyendo esto en Facebook y deseas escuchar la predicación a la que aquí se hace referencia, haz click en “Publicación Original.“]

202. Perder a Dios

202.1. En el Nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo.

202.2. Para comprender un poco qué significa perder a Dios, voy a necesitar de todo tu tiempo, de toda tu inteligencia y de todo tu amor. Nada que hayas perdido se parece a perder a Dios. Nada que hayas entendido, nada que hayas amado es suficiente lenguaje para describir lo que quiero decirte.

202.3. Las creaturas no pueden decir lo que es perder a Dios, porque quienes le tenemos, porque Él nos posee, no tenemos lengua que describa lo que sería no tenerle, y quienes le han perdido, por ello mismo han perdido la capacidad de decir la verdad incluso de su propia y lamentable situación.

202.4. Sin embargo, es importante conservar alguna referencia sobre qué es perder a Dios, porque toda la seriedad de todo tu tiempo y de toda tu vida está en que puedes ganar a Dios —si Él te gana para sí— o perderle.

202.5. Voy a relatarte una historia. Es posible que así, mejor que con imágenes o conceptos, puedas hacerte un retrato de esta grave realidad.

202.6. Hubo en tiempos antiguos un hombre que se llamaba Esperio. Sus padres le pusieron este extraño nombre porque, después de muchos años sin poder tener hijos, un día Azucena, la mamá de Esperio, dijo a su esposo que estaba embarazada. El esposo se llamaba Ralfí, porque sus abuelos, de origen árabe, le tenían cariño a ese nombre.

202.7. Lo cierto es que Azucena quedó esperando, y ella, lo mismo que Ralfí, locos de contento sintieron que la vida les había devuelto en justicia lo que ellos se merecían. Al fin y al cabo, este par había vivido siempre con honradez, mesura y generosidad, de modo que nadie en Hurlaya podía decir que ellos habían dicho una mentira o que se habían apropiado de nada.

202.8. No te he dicho que Hurlaya era el nombre de la inmensa montaña en la que vivían Ralfí y Azucena, lo mismo que sus cuarenta y siete familias vecinas. Puede decirse que Hurlaya era como un remanso de paz, y hay quien asegura que en alguna de las antiguas lenguas indígenas eso era lo que significa ese curioso nombre: «lugar de paz.”

Leer más »202. Perder a Dios

Marzo 23: Jesus es la Alianza Nueva y Eterna

Homilia para el martes de la quinta semana de cuaresma, con una invitacion a descubir en Jesus en la Cruz la Alianza Nueva y eterna  [Si estás leyendo esto en Facebook y deseas escuchar la predicación a la que aquí se hace referencia, haz click en “Publicación Original.“]

Marzo 22: El poder de la Cruz de Cristo

Homilia para el lunes de la quinta semana de cuaresma, conoce las diferencias entre el juicio de Daniel y el de Jesus [Si estás leyendo esto en Facebook y deseas escuchar la predicación a la que aquí se hace referencia, haz click en “Publicación Original.“]

Ecologia: pasos para superar la version pagana

La actualidad de la ecología vista desde cinco antítesis: Lenguaje – Panteísmo Casa – Depredación Jardín – Animismo Providencia – Magia Profecía – Idolatría Y desde ellas, un llamado para nuestra vocación como consagrados y consagradas. [Si estás leyendo esto en Facebook y deseas escuchar la predicación a la que aquí se hace referencia, haz click en “Publicación Original.”]

Tener el valor de tener esperanza

Reflexión sobre las lecturas del domingo V de cuaresma, en el Ciclo C: Dios hace nuevas las cosas. [Si estás leyendo esto en Facebook y deseas escuchar la predicación a la que aquí se hace referencia, haz click en “Publicación Original.”]

Morir con Cristo para resucitar con EL

6. Para lograr el fruto de la Cruz es menester morir para nosotros mismos, o sea, renunciar a nosotros mismos, lo cual es antecedente de la Cruz, para luego permanecer con Cristo crucificados; de tal manera que Él sea quien tenga vida en nosotros, y ya no vivamos para nosotros sino vivamos por Él, en Él y para Él, hechos uno con su fe, esperanza y caridad, siendo testigos de la obra que Él realiza con la colaboración nuestra. De esta manera nos convertimos en testigos de su acción, la cual no es obstaculizada por nuestro mal, puesto que la Cruz lo somete.

Leer más »Morir con Cristo para resucitar con EL

Cine y Vocacion

“El Proyecto “Cine y Vocación” nace como una humilde oferta de materiales vocacionales. Partimos de un hecho indiscutible: el cine es uno de los medios que más influye en los jóvenes y adolescentes. Es por ello un recurso pedagógico fundamental…” Click!

Marzo 20: Dejarse Maravillar por Cristo

Homilia para el sábado de la cuarta semana de cuaresma, en ella se nos invita a dejarnos impactar por Jesus [Si estás leyendo esto en Facebook y deseas escuchar la predicación a la que aquí se hace referencia, haz click en “Publicación Original.”]